Alto a las medidas de encierro de la clase obrera mundial con el pretexto del Covid-19

Abajo los Planes de Ajuste, Saqueo de los recursos y Súper Explotación Capitalistas

Por un Primero de Mayo para organizar nuevas rebeliones y una Salida Obrera y Socialista

Declaración de la Convergencia Socialista (Argentina) y la Corriente Comunista Revolucionaria Internacional (CCRI), 20 de abril de 2021

El Sistema Capitalista mundial, liderado por los sectores más concentrados del imperialismo, está tratando de aprovechar la ola de contagios de Covid-19 para sembrar miedo dentro del movimiento de masas, desplegando una gigantesca campaña, cuyo objetivo nada tiene que ver con “cuidar la salud” de los trabajadores y el pueblo, sino desmovilizarlos, evitando que se organicen para luchar contra los salvajes planes de ajuste, saqueo de los recursos y súper explotación.

Los capitalistas utilizan este engaño, porque no les resulta fácil recurrir a las recetas más clásicas, como las que aplicaron en las dos guerras mundiales o en países donde reinaron el fascismo y las dictaduras bonapartistas. Es que, de conjunto, el movimiento de masas -luego de la crisis de 2008-2009- venía protagonizando combates muy intensos, que dieron lugar a decenas de rebeliones, que aunque fueron frenadas o desviadas parcialmente, ya están comenzando a resurgir con más fuerza que antes. La más importante de ellas ha sido la Revolución Árabe que comenzó en 2011 y, a pesar de las derrotas y reveses, continúa con luchas de masas y resistencia armada en Siria, Irak, Líbano y otros países.

Con las cuarentenas, toques de queda o confinamientos, la burguesía se propuso frenar ese proceso, para enfrentar la “Tercera Gran Depresión, o recesión económica devastadora, destruyendo fuerzas productivas e imponiendo altísimos niveles de súper explotación de la clase trabajadora. Para eso, despliega una serie de ataques antidemocráticos de una escala que no se veía en los países imperialistas desde 1945, desencadenando un giro -coyuntural- de la situación mundial hacia el bonapartismo chovinista estatal. Al mismo tiempo, todas las clases dominantes de las grandes potencias imperialistas (EE.UU., UE, China, Rusia y Japón) están acelerando su agresiva política exterior caracterizada por el chovinismo y el militarismo.

Si bien la ola de contagios afecta a millones y pone en peligro muchas vidas -principalmente de los sectores más humildes- su peligrosidad ha sido exagerada para sembrar el miedo, desviar la atención de las causas capitalistas de la crisis económica y justificar el giro hacia el bonapartismo. Aunque frenaron, parcialmente, la dinámica insurreccional, no consiguieron una victoria estratégica, por lo tanto el impasse bonapartista, rápidamente dará lugar a nuevas rebeliones. ¡Los revolucionarios y las revolucionarias consecuentes nos estamos preparando para liderarlas!

Esta realidad tiene aristas parecidas a la de 1914, luego del inicio de la Primera Guerra, que empujó a la mayoría de la izquierda a apoyar las políticas burguesas. 107 años después estas, que tienen formas distintas -y la misma sustancia contrarrevolucionaria- se materializan a través del encierro y la supresión de los derechos democráticos. Desde la RCIT y CS repudiamos a las conducciones de estos partidos, convocando a sus bases a romper, para encarar un proceso de unidad de los y las socialistas que luchamos realmente por un cambio revolucionario.

Las condiciones están más que maduras, porque a pesar de los avances coyunturales del enemigo de clase, la ola de rebeliones están resurgiendo, en un marco de profunda crisis del Sistema Capitalista Global. Tan grande es, que ningún gobierno podrá satisfacer ninguna de las demandas elementales de los de abajo. ¡Sólo el programa Socialista les dará soluciones, ofreciéndoles el programa que abandonaron las grandes organizaciones de izquierda, que por esta capitulación caerán en el basurero de la historia!

Desde la RCIT y CS llamamos a los trabajadores y los pueblos de todo el mundo, a protagonizar este Primero de Mayo, todas los actos y acciones que les sirvan para organizar sus luchas por trabajo, salarios, salud, educación, vivienda, etc. ¡También les decimos, que en el período que se avecina, no solo tendrán que derrotar los planes de los gobiernos capitalistas, deberán reemplazarlos por sus propios gobiernos, asentados en las asambleas obreras y otros órganos democráticos! ¡Eso es el Socialismo, el sistema que golpea las puertas frente a la crisis terminal del Capitalismo, que cada día que pase será más y más peligroso!

Convergencia Socialista (Argentina), https://convergenciadecombate.blogspot.com/

Corriente Comunista Revolucionaria Internacional (Brasil, México, Corea del Sur, Paquistán, Cachemira, Sri Lanka, Yemen, Israel/Palestina Ocupada, Rusia, Nigeria, Kenia, Gran Bretaña, Alemania y Austira), www.thecommunists.net