#SusanaLibre

  • La abogada y defensora de la clase obrera fue liberada bajo caución por autoridades de Tamaulipas, luego de tres semanas de su encarcelamiento arbitrario.
  • La Fiscalía General de Justicia de Tamaulipas ha impuesto condicionantes injustas y excesivas, que implican el destierro de la activista de esa entidad, en la que por dos años ha luchado codo a codo con la clase obrera por la defensa de sus derechos.

A los medios de comunicación

A las organizaciones, personas, colectivxs y espacios que luchan

Este miércoles, 1 de julio de 2020, Susana Prieto Terrazas fue excarcelada tras haber permanecido injustamente privada de la libertad durante tres semanas, acusada por autoridades Tamaulipecas de delitos que no cometió, y en clara represalia por su trabajo de defensa legal de miles de obreras y obreros en la frontera norte de México.

Tras una audiencia realizada este día, Susana fue puesta en libertad mediante una suspensión condicional del proceso penal en el que se le impusieron medidas ilegales, injustas y excesivas que, una vez más, vulneran sus derechos constitucionales y humanos. Entre otras cosas, a la activista se le exige salir de Tamaulipas para residir en Chihuahua y no viajar al extranjero durante dos años y medio, además de pagar un monto de 66 mil pesos a personas que se dicen víctimas de un delito que no cometió.

Además, la Fiscalía de Tamaulipas le impuso las condiciones de dejar de frecuentar la Junta Especial Nº 6 de la Local de Conciliación y Arbitraje en Matamoros. El cumplimiento de estas condiciones, tendrá una duración de 30 meses referidos, para que, una vez transcurrido este plazo y cumplidas dichas condiciones, en una posterior audiencia judicial se declare extinguida la acción penal en su contra, se archive definitivamente esa causa penal y la licenciada quede sin antecedentes penales por no ser considerada responsable de los hechos delictivos que le imputaron.

Estas medidas fuertemente punitivas, contrastan enormemente con los $10,000 exigidos a los padres de “El marro”, que a pesar de ser quienes gestionaba las cuentas financieras a uno de los mayores criminales del país, fueron liberados por desistimiento de pruebas al siguiente día de su aprehensión; lo cual es muestra del carácter clasista y corrupto de la justicia en este país.

El objetivo de las duras condicionantes impuestas a Susana busca dar un escarmiento para ella, su familia y los trabajadores del Sindicato Nacional Independiente de Trabajadores de Industrias y Servicios Movimiento 20/32 (SNITIS), a quienes representa; así como neutralizarla políticamente, expulsándola del estado de Tamaulipas de donde se le obligó a salir en un máximo de 3 horas, por vía terrestre, exponiendo con ello su integridad e incluso su vida y la de sus acompañantes.

Por ello, hacemos responsables al gobernador de Tamaulipas, Francisco Javier García Cabeza de Vaca, al presidente municipal de Matamoros, Mario Alberto López Hernández, y a la Juez de control, Rosalía Gómez Guerra, así como a los demás implicados, por cualquier incidente que pueda poner en riesgo la vida e integridad de Susana Prieto Terrazas y su familia. Susana sigue siendo presa política, pues su arresto y las condicionantes de libertad que se le imponen constituyen una venganza política de parte de una coalición conformada por los dirigentes charros de la CTM, los distintos niveles de gobierno estatal-municipal y los organismos patronales del empresariado nacional e internacional, para quienes representa una amenaza su activismo y defensa de los derechos laborales de las y los trabajadores de los corredores industriales situados en la frontera norte.

La libertad de Susana no es una concesión del Estado, ni de las instituciones de justicia y los representantes a todos los niveles de gobierno, sino que es producto de un acompañamiento puntual de su familia y equipo legal, así como de la movilización social que desde el primer día se originó en Matamoros por parte de los mismos obreros quienes protagonizaron marchas, cierre de fábricas, bloqueo de avenidas y diversas formas de protesta, recuperando sus formas tradicionales de lucha.

Este proceso fue acompañado por la solidaridad de diversas organizaciones sindicales, políticas, sociales y académicas, así como colectivos y activistas independientes, de México y otros países, quienes se pronunciaron en apoyo y, desde diversas ciudades, se manifestaron en sedes institucionales y plazas públicas, sumándose a una campaña nacional e internacional por la liberación de Susana Prieto y en apoyo a la lucha del SNITIS.

Desde la Coordinación Nacional por la libertad de Susana Prieto Terrazas, celebramos que la compañera por fin esté fuera de la cárcel, con sus familiares y seres queridos, sobre todo, al lado de las y los trabajadores que en ningún momento la dejaron sola.

Con la movilización se logró su libertad, pero la lucha sigue, pues sabemos que el encierro de Susana fue un mensaje de los sectores más reaccionarios del régimen para amedrentar al conjunto del movimiento obrero y popular, en medio no sólo de la emergencia sanitaria generada por la pandemia del COVID-19 sino, sobre todo, de la mayor crisis económica del sistema capitalista, la cual buscan descargar en las espaldas de la clase trabajadora para seguir enriqueciendo a unos cuantos.

La lucha continuará también al lado de Susana, reivindicando su inocencia y exigiendo un alto a su persecución y hostigamiento por motivos políticos. Por ello, llamamos a no bajar la guardia, sino a seguir reforzando la lucha del SNITIS y demás trabajadoras y trabajadores en defensa de sus derechos laborales y conquistas sociales, contra el retorno a la “normalidad” sin ninguna garantía de seguridad sanitaria.

Igualmente, debemos seguir impulsando la articulación de las diversas resistencias, tanto en la ciudad como en el campo; sobre todo, cuando hoy mismo ha entrado en vigor el nuevo Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), que significará una profundización del desmantelamiento de las instituciones de seguridad social, la entrega de nuestros recursos naturales, una mayor depredación ambiental a través de megaproyectos de despojo y que, bajo la bandera de los derechos laborales-sindicales, vulnera la soberanía del pueblo mexicano.

¡Susana Prieto Terrazas, libertad!

¡Nunca más presas y presos políticos por luchar!

¡Alto a la criminalización de la lucha y la protesta social!

¡La lucha sigue!

 

Combativamente… Coordinación por la Liberación de Susana Prieto Terrazas