FILOSEl lamentable fallecimiento  de  Víctor Emmanuel Orihuela Rojas, estudiante de la Facultad de Odontología , ocurrido el día de ayer en las inmediaciones de la Biblioteca Central y la Facultad de Filosofía y Letras  se suma,  a los  cuatro cuerpos difuntos encontrados dentro de las instalaciones de Ciudad Universitaria en lo que va  del año.

Sin embargo, al igual que con la compañera Lesvy Berlín, no hay una clarificación en los hechos, mientras por la mañana del día de hoy 13 de junio, el periódico El Universal declara que hubo testigos del incidente donde incluso llegó a discutir con otras personas[1] al mismo tiempo que medios como Aristegui noticias recalcan que se ha iniciado una carpeta de investigación por el delito de “homicidio” [2] ,  a su vez, la Dirección General  de Comunicación Social  afirma que la muerte fue por una caída [3] y la página de la Facultad de Filosofía y Letras solo ha sacado un comunicado manifestando su solidaridad con los familiares [4]. Por lamentable que pueda ser, esto nos lleva a formular más preguntas que a resolverlas, más allá de cuál fuera la circunstancia de muerte, no es un hecho aislado, sino que forma parte de una tendencia a la alza en la violencia e inseguridad que se vive al interior y en los alrededores de las instalaciones universitarias.

Es claro que el Estado ha venido aplicando la fuerza  como una forma de control hacia distintos sectores estudiantiles para evitar cualquier inconformidad en contra de las medidas que ha venido imponiendo el gobierno hacia las instituciones educativas. Por otro lado, el rector de la UNAM, Graue se ha jactado de implementar supuestas medidas de seguridad para evitar este tipo de acciones como lo son: la credencialización en la Facultad de Filosofía y Letras so pretexto de la “Mega Peda” en las Islas; cámaras de vigilancia que han servido para acosar al sector estudiantil en lugar de resguardarlo  y una serie de patrullas que no se explica muy bien su función ya que aparentemente no guardan papel en el programa “Auxilio UNAM”.  Si dichas medidas se han implementado con la excusa de resguardar a los estudiantes, por qué  en los últimos casos de defunción dentro de las instalaciones de la UNAM no hay esclarecimiento de los hechos que podrían proporcionar una explicación a la comunidad en lugar de -como lo ha estado implementando el Estado- provocar un miedo colectivo.

Es indudable que las autoridades universitarias seguirán aprovechándose de casos como estos para acosar al estudiantado que pretenda organizarse, acrecentando las medidas de control hacia la comunidad, las cuales han demostrado una nula efectividad para contener tan lamentables sucesos ¡Alto a las medidas de vigilancia y control! Reivindicamos que la única forma de combatir la violencia  e inseguridad que se vive en la UNAM y demás instituciones educativas, es con la organización de los diversos sectores de la comunidad para dotarse de medidas de seguridad establecidas y ejercidas por el estudiantado, los trabajadores y académicos a partir de órganos asamblearios, de  tal forma de detener  la inseguridad, el acoso  y toda forma de violencia  hacia lxs compañerxs de la comunidad universitaria.

¡Por la conformación de comités de seguridad emanados de asambleas en cada escuela!   

 ¡Por la conformación de brigadas femeninas de autodefensa!

AGRUPACIÓN DE LUCHA SOCIALISTA – ALS

Notas

[1] http://www.eluniversal.com.mx/articulo/metropoli/cdmx/2017/06/13/muere-presunto-estudiante-en-facultad-de-filoso

fia-en-cu[2] http://aristeguinoticias.com/1306/mexico/estudiante-de-la-unam-fallece-al-caer-del-edificio-de-la-facultad-de-filosofia/

[3][3] http://www.dgcs.unam.mx/boletin/bdboletin/2017_412.html

[4] http://www.filos.unam.mx/2017/06/la-ffyl-lamenta-profundamente-el-fallecimiento-del-estudiante-victor-manuel-orihuela-rojas-ocurrido-a-un-costado-del-edificio-principal-de-la-facultad-y-expresa-su-solidaridad-y-apoyo-a-los-familiar/

Anuncios